Connect with us

General

Protección natural contra tratamientos, la clave que hoy se busca en el shampoo

Published

on

Cada producto que sale al mercado tiene su historia y obedece a las
tendencias de su tiempo. Si en sus orígenes a un shampoo se le exigía como principal
atributo el aroma, la prioridad pasó a ser luego el brillo y, más tarde, la sedosidad.
Hace unos 20 años, junto a la consolidación de variedad de tratamientos -como tintes
con y sin decoloración, permanentes y otros- la necesidad pasó a ser la salud y la
fuerza.
Pero en los años recientes ha surgido un nuevo elemento. Ahora, los shampoos deben
combinar todas las cualidades antes mencionadas, con un requisito adicional: ser lo
más cercanos a lo natural, a través del uso de ingredientes para el cabello que rescaten
las bondades de la naturaleza que han trascendido generación tras generación.
“La tendencia que busca cuidar el cabello con productos que tengan más elementos
naturales que químicos es un concepto muy popular en países europeos, pero que
hace pocos años ingresó a Latinoamérica. Su idea esencial es eliminar lo más posible
aquellos químicos agresivos del momento reservado para el lavado y cuidado del
pelo”, afirma Marcela Gandarillas, jefa de la marca de shampoo Sedal en nuestro país.
Se busca esto, primero porque la experiencia lo ha demostrado y los estudios avalan
que muchos productos salidos de la naturaleza tienen un mejor efecto en el cuidado
capilar, segundo, porque son menos agresivos y, tercero, porque existe una creciente
preferencia por todo lo relacionado con lo ecológico.
El interés por este tipo de shampoos en el mercado boliviano ha crecido. Ello quedó
demostrado, por ejemplo, en los carnavales de este año. Muchas consumidoras que
aprovechan la temporada para liberar su creatividad mediante peinados bastante
estructurados, tintes a tono con sus atuendos y con sus fiestas, permanentes,
cepillados, planchados temporales y permanentes y más, optaron por probar el argán,
en shampoo y en acondicionador, en sus cabelleras.
El argán es una semilla de origen marroquí, cuyo aceite contiene alto contenido de
vitamina E y antioxidantes que ayudan a restaurar y reparar los cabellos tratados,
dándoles más brillo, suavidad e hidratación. Por ello, fue utilizado por la marca en su
nueva línea Bomba Argán.
Por primera vez como marca, Sedal se propuso interactuar de forma directa con
centenares de consumidoras bolivianas jóvenes. Puso a expertos peluqueros y
estilistas en las principales fiestas carnavaleras del país, como Non Stop Madness en

Cochabamba y Tradición Carnavalera en Santa Cruz, para generar un acercamiento y
una original encuesta con las féminas.
En esa interacción, mientras hacían peinados originales y exclusivos, los profesionales
tomaron el reporte de los intereses de las consumidoras y constataron un creciente
interés al probar y se informadas de los atributos del argán en el cuero cabelludo. Al
menos un 70% afirmó su preferencia por los productos que extracten la riqueza de la
naturaleza y un 80% indicó que por lo general no accede a estos productos por su
costo en el mercado y gran parte de este segmento reconoció que desconocía esta
nueva línea presente en Bolivia.
“La actividad fue exitosa porque vemos cómo la línea recientemente ingresada al
mercado presentó un despegue interesante en ventas. La mujer boliviana considera
que lo mejor es invertir tiempo en nutrir y reparar el cabello con productos que
rescaten las bondades de la naturaleza”, afirma Gandarillas.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *